Archive

Posts Tagged ‘manuel arce’

Recuerdos de Miguel Vázquez y Soler Serrano


Artículo de Mario Crespo para el diario ALERTA de Cantabria. 12 de septiembre de 2010

Recuerdos de Miguel Vázquez y Soler Serrano

El pasado sábado, día 4, falleció, a los 89 años, Miguel Vázquez, pintor, escultor y ceramista. Como siempre, la prensa ha recogido la triste noticia aunque de nuevo haya que lamentar que los recuerdos sean póstumos, sobre todo en esta tierra, Cantabria, que tan poco suele reconocer y valorar la obra de los paisanos. Nacido en Santander en 1920, fue discípulo de Flavio San Román en el Ateneo Popular de Santander. Entre sus compañeros de generación destacan el escultor Agustín Ibarrola y el fotógrafo y pintor Ángel de la Hoz, con quien compartió su primer estudio. Algún día se destacará con detalle monográfico su participación en las iniciativas culturales habidas en Santander en los años cuarenta y cincuenta, en las que tomó parte activa. Cabe recordar una anécdota bastante conocida. Por sugerencia suya la revista y colección de libros de Manuel Arce se llamó “La isla de los Ratones”: harto de que nadie diera con el nombre apropiado para la incipiente publicación del entusiasta Arce, Vázquez le dijo que la llamara “La isla de los Ratones”, nombre que, paradójicamente, encontraría a partir de entonces la larga fortuna de la imprenta. Seguidor de Pancho Cossío, expuso en Sur (en el I Salón de joven pintura montañesa, 1953), la sala Delta dirigida por Ángel de la Hoz (1952, 1954 y 1955), la Biblioteca José María de Pereda de Torrelavega  (continuar…)

Archivo fotográfico de Manuel Arce


Artículo de Mario Crespo

 

ARCHIVO FOTOGRÁFICO DE MANUEL ARCE

 

Que Manuel Arce, a sus ochenta años, haya donado su archivo fotográfico (4475 imágenes, al parecer) al Ayuntamiento de Santander es sin duda una excelente noticia para el patrimonio histórico de la ciudad por la indudable importancia del material donado y la personalidad del generoso donante. Recuerdo brevemente que la trayectoria literaria de Arce ha tocado básicamente dos géneros, la poesía (reunida este mismo año en una antología), y novela (“Testamento en la montaña”, “Oficio de muchachos”, “Anzuelos para la lubina” o “El latido de la memoria”). Pero es fundamental decir que Arce siempre ha estado en la “brecha cultural”, de ahí la variedad del fondo fotográfico: dos de sus mejores creaciones fueron “La isla de los Ratones” (tanto la revista, cuya edición semifacsimilar ha publicado la editorial Visor, como la colección de libros) y la galería y librería “Sur”, foros que constituyeron toda una aventura personal y toda una apertura hacia algo más cerca de lo imaginable en aquella España de cerrado y sacristía. En unas recientes declaraciones él mismo ha comentado que su abundante archivo personal puede proporcionar “una idea bastante completa del momento histórico y la vida cultural de los años cincuenta, sesenta y setenta en España”. Un período, por cierto, no demasiado conocido o por lo menos no en profundidad, y lleno de tópicos y prejuicios que las fotografías pueden contribuir a matizar. Quienes, como él, fueron no sólo testigos relevantes sino protagonistas culturales de aquellos años pueden iluminar con su palabra (y con el material que han conservado) unos años grises o incluso oscuros, pero sin embargo claros en la creación artística: véase, por ejemplo, el impagable libro de Aurelio García Cantalapiedra “Desde el borde de la memoria”. Las memorias que prepara Manuel Arce van a iluminar con numerosos datos inéditos un período de nuestra historia reciente que no sólo merece una respetuosa revisión, sino que ha constituido una época brillante en el devenir cultural de esta ciudad.

250300_2

Manuel Arce (Foto obtenida de: http://www.lavozdeasturias.es)

Categorías:El signo tenue Etiquetas: ,